Qué son las Keywords Long Tail y cómo usarlas en tu estrategia SEO

Segunda guía de la serie de Análisis de Keywords 👇🏻

  1. Palabras clave
  2. Keywords Long Tail
  3. Intención de búsqueda SEO
  4. Customer Journey y SEO
  5. Dificultad de posicionar una keyword
  6. Cómo hacer un keyword research

Como ya hemos explicado, en el SEO, las keywords son, al mismo tiempo, nuestra gasolina y nuestro oro. Por lo tanto, hay que trabajarlas bien. Y, dentro de las keywords, hay un tipo de keyword especialmente importante: Las keywords long tail.

Dominándolas, podemos conseguir resultados muy superiores a los que conseguiríamos con un keyword research más mediocre.

Y de eso va la guía de hoy.

¡Vamos!

¿Qué es una palabra clave long tail?

Las palabras clave de cola larga son búsquedas que, por sus características y popularidad, tienen pocas búsquedas mensuales y poca competencia en las SERPs. Además, las keywords long tails suelen estar compuestas por 4 o más palabras.

Keywords long tail seo
Distribución de las keywords según la longitud

Las keywords long tail o de cola larga son la consecuencia de la distribución de Pareto a las búsquedas web.

Para esto, conviene explicar un poco qué es una distribución paretiana (tranquilo, será un momento).

Como bien sabes, la distribución paretiana nos dice que, en cualquier ámbito, el 80% de X estará relacionado con el 20% de Y, y el 20% de X estará relacionado con el 80% de Y.

Por ejemplo, en la Italia de Pareto, el 20% de las tierras estaban en manos del 80% de la población, mientras que el 80% de las tierras estaban en manos del 20% de la población.

Este tipo de distribuciones (los porcentajes son aproximados) las encontramos en prácticamente todo lo que nos rodea.

¿Tienes una tienda online? Comprueba tus pedidos. Probablemente, el 80% de tus ventas provengan del 20% de tus productos.

De hecho, este es el origen de McDonald’s. Se dieron cuenta de que el 80% de sus ingresos venían por un 20% de productos (las hamburguesas y las patatas fritas) y se centraron en eso.

Pues bien, con las búsquedas web sucede lo mismo, aunque con los porcentajes algo atenuados.

Más del 60% de las búsquedas que se realizan en Google corresponden a un 0,16% de las keywords, las cuales tienen más de 1000 búsquedas. El otro 40% se distribuye en una miríada de keywords con un volumen de búsquedas de entre 0 y 1000.

Número de búsquedasCantidad Palabras Clave% de Palabras Clave% búsqueda total
+10.000270.0000,01%40,20%
+1.0003.100.0000,16%60,70%
+10029.900.0001,57%82,10%
+10143.800.0007,58%95,30%
Todas1.900.000.000100,00%100%
Estudio realizado por Ahrefs

Y, como puedes suponer, las keywords que tienen más de 1000 búsquedas acostumbran a ser short tails.

Es decir, hay muy pocas keywords con muchas búsquedas, pero infinidad de keywords con pocas búsquedas. Y la principal diferencia entre ellas es la cantidad de palabras que conforman la keyword.

Y, de hecho, esto es algo que también puedes comprobar en tu propia web: El 80% de tu tráfico web viene del 20% de tus keywords posicionadas. Incluso si eliges sólo las keywords en primera posición y haces la medición, lo más probable es que esos porcentajes se mantengan.

Qué efecto tiene esto ❓

Muy sencillo: La gente se mata por las keywords short tail, porque son las que más tráfico permiten obtener, mientras se despreocupan de las long tails, cuando éstas son tantísimas que es muy fácil encontrar alguna que no tenga ninguna competencia.

¡Cuidado! Las keywords short tail no tienen por qué tener más búsquedas siempre

Hay que hacer un comentario. Y es que, aunque, estadísticamente, las keywords long tail correlacionan con mayor cantidad de palabras en la búsqueda, también es cierto que hay excepciones.

Por ejemplo, la keyword “como bajar de peso” es una long tail y, sin embargo, tiene muchísimas búsquedas.

En general, a mayor cantidad de palabras, más probabilidad de que sea long tail y tenga pocas búsquedas. Pero esto no siempre es así (y menos en la actualidad, con las búsquedas móvil).

Tenlo en cuenta, porque evitar caer en ese sesgo (en el que caen muchos SEOs) te permitirá encontrar oportunidades y huir de keywords difíciles aunque tengan varias palabras.

Entonces… ¿Me interesan las keywords long tail?

Sí, te interesan. No es algo discutible.

Puede parecer, con lo que hemos comentado más arriba, que una estrategia inteligente sería atacar aquel pequeño porcentaje de keywords que suponen la mayor parte de las búsquedas.

Pero no es así.

Te interesan las keywords long tail por lo siguiente:

  • ✅ Son más fáciles de posicionar
  • ✅ Acostumbran a tener enfoque transaccional
  • ✅ Son más específicas, por lo tanto el público está más segmentado
  • ✅ La tasa de conversión es más alta
  • ✅ Puedes atacar varias con facilidad

Además, por supuesto, la cantidad de short tails de tu temática concreta es mucho más limitada que la cantidad de long tails.

Keywords long tail temáticas o derivadas de otro tema

Conviene hacer una diferenciación entre dos tipos de keywords long tail:

  • Long tails temáticas: Las long tails temáticas son aquellas que son de cola larga y que constituyen un tema en sí mismo. Por ejemplo, la keyword “Lakatos” es una long tail (a pesar de ser de una sola palabra). Sin embargo, constituye un tema en sí mismo, porque Lakatos era un filósofo. No es una keyword long tail que pertenezca a una keyword mayor que aglutina mayor cantidad de búsquedas.
  • Long tails derivadas: Las long tails derivadas, por su parte, son long tails que tienen “por encima” una keyword short tail. Por ejemplo, la keyword “libros de Platón” es una keyword long tail que está inserta en la keyword short tail “Platón”.

    Ejemplo del recorrido de la keyword «Maletas»:
KeywordBúsquedasTipo
Maletas27100Short tail
Maletas de viaje22200Middle tail
Maletas de viaje baratas2400Long tail
Maletas de viaje baratas segunda mano50Long tail
Maletas de viaje baratas segunda mano antiguas en Barcelona10Very long tail

Podemos atacar ambos tipos de keywords long tail, pero tenemos que entender que, en cada caso, tendremos que actuar de forma diferente.

En el primer caso, no hay mucho misterio: Tenemos que crear una página exclusiva dedicada a esa keyword short tail.

En el segundo caso, en cambio, hay más tela que cortar:

En algunos casos, nos interesará crear una única página para la short tail (“Platón”) e incluir en ella la long tail (“Libros de Platón”), por ejemplo, en un H2.

Sin embargo, en otros casos, nos interesará crear un topic cluster (clúster de contenidos) con diversas páginas. Así, tendríamos la página principal del clúster dedicada a la keyword “Platón” y una página “hija” dedicada “Libros de Platón”.

Elegir una u otra opción dependerá de muchos factores (incluyendo tu gusto personal). Pero, generalmente, si las long tails no implican mucho contenido por sí mismas, conviene abordarlas en la misma página. Si implican bastante contenido, mejor por separado.

También podemos decidir guiándonos por el volumen de búsquedas o la competencia en las SERPs.

Las keywords long tail derivadas son las mejores para complementar contenidos ya creados a los que queremos “optimizar” con nuevas keywords y conseguir mayor potencial de posicionamiento.

Por qué debes usar las keywords long tail para aumentar tu tráfico y tu conversión

Ahora, veamos algunas razones por las que deberías preocuparte por utilizar bien las keywords long tail en tu web y en tus contenidos:

Son más fáciles de posicionar

En primer lugar, las keywords long tail son más fáciles de posicionar. Esto se debe a que, al tener menos búsquedas, tienen un menor atractivo para los SEOs.

Además, al ser muchísimas más que las short tails, la competencia por ellas se difumina enormemente.

Por supuesto, siempre habrá ciertas long tails que tengan mucha competencia. Es el caso de las que tienen muchas búsquedas o son long tails integradas en una mayor que muchas otras webs atacan.

Pero, en general, atacar long tails nos permitirá evitar en buena medida a la competencia.

La audiencia está más segmentada

Una segunda razón es que nos sirven para segmentar más la audiencia. En las keywords short tail nos cuesta mucho determinar el search intent, porque puede ser variado. En cambio, en las long tail, el search intent suele estar más claro.

Por ejemplo, entre “iphone” y “comprar iphone 10 en oferta” está mucho más clara la intencionalidad de la segunda que la de la primera.

Si durante el keyword research, vamos organizando las keywords long tails para utilizar solamente las que encajan bien con nuestro proyecto, podremos dar una respuesta mucho más ajustada al usuario.

Además de, por supuesto, permitirnos crear mejores contenidos y clústers de contenidos orientados a search intents específicos dependiendo de la segmentación que percibamos en las long tails.

La tasa de conversión es más alta

Gracias a que la audiencia está más segmenta, el público es mucho más objetivo.,

Si alguien busca «dieta keto» puede querer muchas cosas, pero si busca «suplementos alimenticios sin gluten para dieta keto» no hay ninguna duda de lo que quiere.

Respondiendo a estar keywords long tail podemos conseguir que los usuarios hagan la acción que queremos en nuestra web, ya sea comprar un producto, apuntarse a nuestra newsletter, suscribirse, ver un vídeo, etc.

Puedes obtener volúmenes de búsqueda enormes

Es cierto que las keywords long tail tienen pocas búsquedas si las comparamos con las short tails, pero, al ser más fáciles de posicionar y haber tantas, podemos atacar muchas en un mismo contenido.

De este modo, con 10 keywords long tail podemos conseguir el mismo volumen de búsquedas que con una keyword short tail, por ejemplo. Y 10 keywords no son muchas. En un buen contenido medianamente extenso puedes meter 20 o 30 sin mayores dificultades.

Ahora, multiplica eso por todos tus contenidos.

Es cierto que la mayor parte del tráfico seguirá viniendo de las principales short tails, pero las long tails pueden ayudarte a conseguir un buen boost adicional.

Puedes obtener tráfico desde el primer momento

Otro motivo importante para atacar keywords long tail es que, puesto que son más fáciles de posicionar, te permitirán traccionar tráfico más rápidamente.

Imagina que escribes el artículo sobre “Platón”, que comentamos antes. Es una short tail. Bien, pero puedes incluir muchas long tails: “Biografía de Platón”, “Libros de Platón”, “Entrevistas a Platón”, etc.

Tu objetivo es posicionar “Platón”, pero, por el camino, irás posicionando todas esas keywords long tail, que son más fáciles.

Por tanto, atacar desde un buen primer momento las keywords long tail de forma estratégica puede ayudarte a hacer que tu proyecto empiece a dar resultados antes.

Y con la ventaja de que ese tráfico que vas recibiendo da señales a Google, y, si son buenas, jugarán a tu favor a la hora de posicionar la keyword short tail.

La mayoría de keywords transaccionales son long tails

Otra razón para atacar keywords long tail es que la mayoría de keywords transaccionales son long tails.

Hay excepciones, claro. “Comprar iPhone” es una transaccional short tail.

Pero, en general, las keywords transaccionales son long tail. ¡Ojo!

No nos liemos con la lógica: Que la mayoría de keywords transaccionales sean long tail no significa que la mayoría de keywords long tail sean transaccionales.

El caso es que, si quieres vender, probablemente no te quede otra que atacar long tails. Incluso long tails de muy pocas búsquedas (entre 10 y 100, por ejemplo).

Las long tails suelen incluir short tails

Ya hemos comentado que las keywords long tail no siempre son keywords con varias palabras. Pero, en general, sí es así.

Y, en consecuencia, muy a menudo, las palabras clave de cola larga incluyen en su interior keywords más generalistas o short tails.

Piensa, por ejemplo, en la long tail “cómo descargar WhatsApp gratis”. Esa keyword es long tail y, a su vez, incluye una short tail, que es “descargar WhatsApp”.

Por lo tanto, nos interesa trabajar nuestras long tails porque, al hacerlo, también estaremos trabajando las short tail. Estaremos aprovechando más nuestro tiempo y nuestros recursos y mataremos dos pájaros de un tiro.

Es lo que Google quiere

Google tiene como objetivo dar la mejor respuesta al usuario. Y, cuanto más específica sea la pregunta, más específica deberá ser la respuesta.

Google resuelve esto, a día de hoy, en buena medida, mediante la semántica. Sin embargo, las long tails también juegan su papel.

Si en un artículo sobre “SEO” incluimos un apartado dedicado a “SEO On Page”, que es una long tail, responderemos a las queries específicas que hagan los usuarios sobre SEO On Page (o es de esperar que así sea).

Por tanto, estaremos aportando el valor específico que busca el usuario, más allá de que se encuentre inserto en un contenido más amplio, que es el SEO en general.

Si, además, utilizamos in-links (como los que crean los plugins de Tablas de Contenidos), nos aseguraremos de que al usuario le resulte fácil y rápido llegar a la parte que le interesa desde las propias SERPs.

Todo ello le gusta a Google, y, en consecuencia, te permitirá posicionar mejor.

Son la mejor opción para el SEM

Por último, aunque solemos hablar de SEO, hay que mencionar que las long tails, por todo lo anterior, también son muy potentes en SEM.

De hecho, atacar keywords genéricas y short tails en SEM es un error que puede salir caro, especialmente a las PYMES.

Amazon puede permitirse pagar a Google Ads por la keyword “iPhone”, pero a ti no te conviene hacerlo. Recibirás muchos clics y pocas ventas.

Mejor enfocarse a long tails, que tendrán un coste menor (no siempre, puesto que si tienen intención transaccional serán más caras) y te permitirán obtener un mayor ROI.

¿Cómo utilizar las keywords long tail para aumentar mucho tu tráfico?

Ahora que ya sabemos qué son las keywords long tail y cuáles son sus ventajas y beneficios, hablemos de cómo utilizar las keywords long tail para conseguir más tráfico.

Voy a presentarte un enfoque generalista sobre cómo deberías aprovecharlas tanto al crear un contenido nuevo como al optimizar uno ya existente y, después, te daré algunos consejos a la hora de escribir tus textos e incluir las long tails.

Evidentemente, se trata de cómo utilizar las long tails que son del tipo derivadas, no de las temáticas (en cuyo caso todo lo que tienes que hacer es escribir un artículo sobre ellas y ya está).

Crea un nuevo contenido optimizado

A la hora de utilizar long tails en un contenido de nueva creación, deberías seguir estos pasos:

  1. Elección de la short tail (si la hay): Lo primero es elegir la short tail que vas a atacar. Esta será la keyword principal que atacarás en el título y por la que intentarás posicionar a largo plazo.
  2. Búsqueda de long tails: El siguiente paso es, a partir de esa short tail, buscar long tails derivadas. Si no sabes cómo hacerlo, no te preocupes, al final de esta guía te enseño.
  3. Limpia la lista: Cuando obtengas la lista de long tails, deberías limpiarla, porque es probable que haya muchas que se repiten, que son sinónimas de otra, que se encuentran insertas en una más larga… Mil cosas. Deberías dedicar un rato a limpiar la lista para que sea fácil. También deberías ordenarlas de más a menos volumen de búsquedas.
  4. Redacción del contenido: Puesto que el contenido lo creas desde cero, es muy fácil escribirlo considerando las long tails. Estos son los principales aspectos a considerar:
    1. Estructura en base a long tails: En primer lugar, muchas long tails te darán subtemas dentro del tema de la short tail, así que es buena idea estructurar el contenido en base a esas long tails, utilizándolas, por ejemplo, en H2. Esto te permitirá no sólo atacar más keywords, sino crear un contenido más rico.
    2. Escribe las long tails antes del contenido: Lo que yo suelo hacer es, antes de ponerme a escribir, colocar en cada H2, H3, etc, las long tails que quiero utilizar en esos apartados. De esta forma, no tengo que estar revisando el Excel ni escribir y luego integrarlas. Simplemente, tengo en cuenta que debo usarlas mientras voy escribiendo y todo surge más natural, a la vez que ahorro tiempo. Te recomiendo utilizar este sistema.

En un contenido ya existente

En el caso de optimizar un contenido ya existente utilizando long tails, el proceso es un poco más complicado, porque requiere de revisión del contenido y, en mi opinión, es un poco más arduo.

Pero, bueno, no es nada del otro mundo.

Lo primero será obtener la lista de long tails para la short tail atacada y limpiarla, como en el caso anterior.

Después, lo que tendremos que hacer es revisar la estructura del texto y ver si se adecúa a las long tails que hemos obtenido. Si sí, añadimos las long tails en los encabezados. Si no, corregimos la estructura añadiendo apartados para las nuevas long tails.

Por último, deberemos ir leyendo el texto y sustituyendo la keyword short tail por alguna long tail que quede bien o añadiéndolas donde no las haya de forma natural.

En muchos casos, no queda otra que escribir párrafos completos nuevos para añadir la long tail.

Consejos al usar keywords long tails en tus textos y en tu web

Vamos a ver ahora cómo utilizar las long tails en tus textos, sean nuevos o viejos. Como verás, son cuatro consejos de sentido común:

Haz un uso natural

Lo primero es que hagas un uso natural de las keywords long tails. En general, este tipo de keywords tienen un formato tal que “mejor camara fotos deporte”. Evidentemente, eso no es natural.

En lugar de utilizar esa keyword de ese modo, deberías optar por algo más parecido a “mejor cámara de fotos para deporte”.

Ya hemos hablado de que Google es cada vez más semántico, por lo que el hecho de que la keyword no coincida exactamente no importa.

Escribe con naturalidad e introduce las palabras clave de cola larga para aportar variedad al texto. Así, no sólo lo enriquecerás, sino que profundizarás en él y el resultado será mejor.

No sobrecargues

Otro punto importante es el de no sobrecargar.

Muchas veces nos encontramos con una lista de decenas de long tails y queremos meterlas todas en el texto, y eso no es una buena idea.

En este punto, puedes tratar de limpiar esa lista de long tails. Por ejemplo, puedes eliminar los sinónimos (hablamos de ello más abajo) o puedes eliminar las long tails que van dentro de otras long tails.

Además, es conveniente que ordenes las long tails por volumen de búsquedas, para atacar aquellas que más tráfico pueden reportarte.

Si, tras hacer esto, sigues sin poder incluir todas las keywords en el texto, puedes ir añadiendo long tails de arriba abajo en la lista, puesto que las has ordenado por volumen de búsquedas.

De esta forma, no te quedará sobrecargado y las long tails que no utilices serán las que menos búsquedas aporten.

Y si, aun así, quieres utilizar todas las long tails, pues recuerda que puedes hacerlo añadiendo más contenido al texto. Eso sí, intenta que no sea texto paja que no aporta valor. Piensa siempre en que el contenido resuelva la intención de búsqueda del usuario.

Utilízalas en los encabezados

Además, conviene que las utilices en los encabezados. Y esto es así por tres razones:

  1. Porque Google entiende que esa keyword es relevante y la posiciona mejor.
  2. Porque te permite aparecer en los inlinks en las SERPs.
  3. Das variedad a los encabezados.

La segunda es relevante, porque, como hemos dicho, las long tails nos permiten responder mejor a búsquedas específicas de los usuarios. Si las utilizamos en encabezados y obtenemos esos inlinks, al usuario le será más fácil acceder directamente a lo que le interesa dentro de un contenido más general.

Gestiona los sinónimos

En muchas ocasiones, encontramos long tails que, en realidad, son sinónimas. Esto también pasa con las short tails, pero, como hay muchas más long tails que short tails, pues en las long tails ocurre mucho más.

Por ejemplo, la keyword “SEO On Page” es lo mismo que la keyword “SEO On Site”.

Google, gracias a su capacidad para entender los contenidos a nivel semántico, sabe que son el mismo concepto.

Esto no significa que no sea bueno que utilices ambos términos. Está bien si puedes hacerlo. Pero, si tienes que incluir varias long tails, quizá no tengas espacio. En ese caso, puedes prescindir de los sinónimos.

Enlaza con long tails (interna y externamente)

Por último, aunque esto no es relativo a los textos propiamente dichos, es importante que no enlaces a tus contenidos únicamente con la keyword principal short tail, sino también con las long tails.

Piensa que las long tails ya incluyen, muy a menudo, las short tails. Por lo tanto, ese enlace seguirá aportando información sobre la short tail, pero, además, aportará información sobre la long tail.

Por otro lado, cuando se trata de un backlink en vez de un enlace interno, tienes la ventaja de que aprovechas para variar el perfil de anchor text de tu perfil de enlaces sin por ello perder la oportunidad de posicionar.

Así que son todo ventajas.

¿Cómo encontrar keywords long tail?

De manera gratuita puedes encontrar palabras clave de cola larga con el propio Google:

  • Autocompletado de Google
    Cuando buscas una keyword en Google, te sale una lista de keywords sugeridas. Esas keywords son keywords long tail derivadas de la keyword original que estás buscando.
Keyword obtenidas del autocompletado de Google
  • Preguntas de los usuarios
    Google también ofrece una serie de preguntas relacionadas hechas por los usuarios. Estas preguntas son palabras clave long tail que suelen servir para añadir en nuestro contenido como encabezados H2 o H3.
Otras preguntas de los usuarios ofrecidas por Google para Que Es SEO
Otras preguntas de los usuarios ofrecidas por Google
  • Búsquedas Relacionadas
    Al final de las SERPs puedes ver las búsqueda relacionadas que hacen lo usuarios. Estas búsquedas son las que hacen los usuarios que también han buscado la keyword objetivo.
Búsquedas relacionadas de Google para «Qué es SEO»

Esto te llevará mucho tiempo y tendrás que estás filtrando todas las keywords de forma manual.

Si quieres hacer un análisis de keywords long tail profesional y de forma sencilla, Kiwosan te ofrece las siguiente herramientas 👇🏻

Keyword Suggest

Con esta herramienta podrás encontrar miles de keywords partiendo de una palabra clave semilla:

  • Long tails
  • Relacionadas semánticas
  • Sugerencias autocompletado de Google
  • Preguntas
  • Clasificadas según intención de búsqueda

Además podrás ver todas las métricas SEO: Volumen de búsqueda, CPC, competencia en Ads, tendencia de todo el año, número de palabras y el tipo de keyword.

Si buscamos la keyword «Maletas», filtramos por «Número de palabras igual a 3 o mayor», «Volumen de búsqueda mayor de 100», ordenamos volumen de mayor a menor y obtendremos una lista de keywords long tails listas para elegir para crear contenidos.

Keyword long tails de Maletas
Keyword long tails de Maletas

El análisis completo de esta herramienta para sacarle el máximo provecho lo tienes en Keyword suggest.

🔎 Encuentra las mejores keywords y optimiza tus contenidos con Kiwosan 🐴 TOTALMENTE GRATIS durante 15 días 👇🏻

Empezar prueba gratis 😄

Keyword BrainStorming

Con keyword BrainStorming puedes ver todos las keyword long tail derivadas a partir de una keyword semilla hasta 3 niveles de profundidad.

Gráfico tipo Árbol de Long Tails a partir de keyword inicial Maletas
Gráfico tipo Árbol de Long Tails a partir de keyword inicial Maletas

¿Quieres ver cómo funciona en profundidad? Aquí tienes la guía completa: Keyword BrainStorming.

Análisis de Contenidos

Con la herramienta Análisis de contenidos podemos analizar los contenidos (oh, sorpresa) del top 10 de Google para una keyword y ver todas las keywords, palabras relacionadas semánticamente y términos de 1, 2 y 3 palabras que están utilizando, cómo y dónde.

Análisis de Contenidos: KF * IDF, relevancia de las palabras.
Gráfica de keyword usadas en el contenido.

¿Quieres analizar el contenido de tu competencia? Esto te interesa: Análisis de Contenidos.

Esto es todo lo que necesitas saber de las keywords por el momento. En próximos artículos veremos más información en detalle para hacer un análisis de palabras clave perfecto.


En definitiva, el buen uso de las keywords long tail nos asegurará una mayor cantidad de tráfico y, al mismo tiempo, un mejor uso de nuestros recursos (porque nos encontraremos con menos competencia en las SERPs).

Sin duda, dominar las keywords long tail es una obligación para cualquier SEO.

Sigamos con la guía SEO definitiva. Ahora vamos a ver 👇🏻

Horse Luis es el CEO y fundador de Kiwosan.com.

Ha trabajado muchos años como SEO y redactor de contenidos.
Especializado en análisis de palabras clave, análisis de contenidos y de la competencia.

Actualmente también es redactor de los contenidos SEO del blog. Más info en Sobre mí.

Artículos relacionados muy interesantes y que merecen mucho la pena 👇

Deja un comentario

Información sobre la Protección de Datos
Responsable: Ángel Rodríguez
Finalidad: Moderar los comentarios a los artículos publicados en el blog.
Legitimación: Consentimiento del usuario.
Destinatarios: No se comunicarán datos a persona u organización alguna.
Derechos: Tienes derecho a Acceder, rectificar y suprimir los datos.
Plazo de conservación de los datos: Hasta que no se solicite su supresión por el interesado.